Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Producto añadido correctamente a su carrito de compra

Cantidad
Total

Hay 0 artículos en su carrito. Hay 1 artículo en su carrito.

Total productos (impuestos incl.)
Total envío (impuestos excl.) ¡Envío gratuito!
Impuestos 0,00 €
Total (impuestos incl.)
Continuar comprando Pasar por caja

Cómo empezar a llevar un estilo de vida saludable

Cómo empezar a llevar un estilo de vida saludable

Llega septiembre y, entre tus propósitos para el nuevo curso, quizás se encuentre empezar a llevar un estilo de vida saludable.

En verano, y especialmente durante las vacaciones, es normal que nos olvidemos de la dieta y nos permitamos ciertos excesos con la alimentación.

Pero ahora, una vez de vuelta a la rutina, es importante que empecemos a adquirir (si aun no lo hemos hecho) aquellos hábitos que nos ayuden a llevar un vida más saludable para ganar en salud y bienestar.

Desde Clinical Nutrition queremos ayudarte a conseguir tu objetivo y, por ello, queremos compartir contigo algunos consejos. Se trata de pequeños cambios en tu día a día que te ayudarán, poco a poco, a dejar atrás los malos hábitos para estar más saludable y con más energía. 

 

  • 10 vasos de agua al día. Mantener una óptima hidratación es clave para el buen funcionamiento de nuestro organismo como vimos en este post sobre la importancia de beber la cantidad de agua diaria recomendada. Por ello, no olvides tomar tus 10 vasos de agua al día. Para conseguirlo, puedes llevar un bidón de agua al trabajo y obligarte a rellenarlo al menos unas dos o tres veces al día.

 

  • ‘No’ a las dietas extremas. Quizás, durante el verano, has ganado un par o tres de kilos. No te agobies y piensa que es probable que, al retomar tu rutina diaria, acabes por perderlos. Empieza a seguir una dieta equilibrada, controlando las cantidades y eliminando alimentos y bebidas poco saludables, y verás que poco a poco vuelves a tu peso normal. Si has ganado mucho más de tres kilos y quieres empezar una dieta de adelgazamiento, lo mejor es que acudas a un dietista-nutricionista para que pueda guiarte en tu pérdida de peso.

 

  • Una dieta más vegetal. En septiembre, como aun aprieta el calor, siguen apeteciendo platos ligeros y frescos. Aprovéchalo para empezar una dieta en la que predominen los alimentos de origen vegetal, en especial, verduras, hortalizas y frutas.

 

  • Una despensa más saludable. Con la vuelta a casa después de las vacaciones, aprovecha para hacer una limpieza de la nevera y la despensa y llénala de alimentos saludables. De este modo, no tendrás las tentaciones al alcance y será más complicado que sucumbas a ellas.

 

  • Pasito a pasito. Si te has propuesto empezar, de una vez por todas, a llevar un estilo de vida saludable, empieza poco a poco. Es decir, no quieras hacer todos los cambios de golpe, porque puedes acabar abrumándote y abandonar tu objetivo. Elige una o dos metas que quieras conseguir semanalmente. 

 

  • Más ejercicio físico. Todos sabemos de los muchos beneficios del deporte para nuestra salud. Pero quizás llevas mucho tiempo sin ejercitarte y no sabes por dónde empezar. Una buena opción puede ser empezar por caminar rápido unos 20 minutos diarios. Por ejemplo, bajando una parada antes del metro o el autobús, aprovechar la pausa del mediodía para pasear, dar una vuelta después del trabajo, etc. Aun así, lo mejor es que puedas encontrar alguna modalidad deportiva que te motive y te haga ser constante.  

 

  • Ansiedad bajo controlLa vuelta al trabajo y a las obligaciones habituales pueden causarnos estrés y que la ansiedad nos haga comer más y peor. Para evitarlo, intenta planificar todas tus comidas y llévate a la oficina snacks saludables como fruta, frutos secos o un yogur para evitar saquear la máquina expendedora. 

 

  • Aliados naturales. Hay complementos naturales que pueden ayudarte a sobrellevar mejor el retorno a la rutina. El ginseng rojo es conocido por sus propiedades energéticas, vigorizantes y revitalizantes y por incrementar la capacidad física e intelectual, por lo que resulta muy recomendable en personas que requieran una elevada capacidad de concentración durante su jornada diaria. Por su parte, la levadura de cerveza, gracias a su riqueza en vitaminas del grupo B, puede ser de gran ayuda para mejorar estados de ansiedad, estrés o apatía. En caso de necesitar un extra de energía, el guaraná puede convertirse en tu mejor aliado. 

  • Operación 'detox'. Las tapas en el chiringuito, las cervezas con el aperitivo, los helados a media tarde, los cócteles o granizados en las terrazas... Como comentábamos al principio, en vacaciones solemos relajarnos con la dieta y, por tanto, es fácil acabar excediéndonos. Para ayudar a nuestro organismo a eliminar las toxinas acumuladas y permitir que nuestros órganos trabajen óptimamente, nada mejor que nuestro DD6 DEPUR&DETOX. Se trata de un complemento depurativo y detoxificante formulado para ayudarnos a eliminar el excesos de líquidos y eliminar todas aquellas toxinas indeseadas. Todo ello, gracias a sus extractos de Cola de caballo, Diente de león, Alcachofa, Bardana, Ortiga verde y Té verde. DD6 DEPUR&DETOX también estimula la secreción de bilis para tener unas mejores digestiones. 

dd6 nutrisport

Esperamos que estos consejos te hayan resultado útiles y que empieces a ponerlos en práctica en seguida ;)

Artículos relacionados:

Responde

* Nombre:
* E-mail: (No se publica)
   Sitio web: (URL del sitio conhttp://)
* Comentario:
Escribe el código